Cómo vivir sin gastar dinero...

Electrodomésticos con tara, un gran ahorr...

Cosas que tienes en casa y que valen más ...

Cómo hacer un presupuesto cuando tus ingr...

Consejos para ahorrar después de las vaca...

10 mitos sobre el ahorro energético en el hogar

| 01/10/2013 | 11 Comentarios

En época de crisis sabemos que hay que ahorrar y especialmente energía. Esto no sólo es importante para que nuestro bolsillo no se resienta ante el encarecimiento de nuestras facturas energéticas y del agua, sino también para el medio ambiente. Bajo esta premisa se han dicho tantas cosas acerca de cómo ahorrar que es lógico que tengamos dudas de lo que funciona o deja de funcionar. Por ello, vamos a desmontar 10 mitos falsos sobre el ahorro energético en nuestros hogares.

Como llegar a fin de mes

Hay una gran cantidad de máximas sobre ahorro energético que nos han repetido tantas veces que finalmente nos han calado tanto que las hemos tomado como veraces cuando en realidad muchas de ellas no tienen ningún fundamento. Desterremos esas ideas falsas, que no ayudan ni a nuestros bolsillos ni al medio ambiente.

10 mitos falsos sobre el ahorro energético en el hogar:

  • Mito número 1: dejar nuestros aparatos eléctricos en modo espera o standby apenas consume energía. Esta es una primera idea que hay que desterrar, aunque lo cierto es que cada vez más gente se va concienciando sobre este punto y opta por apagar por completo sus aparatos. Ten en cuenta que el standby representa cerca del 5% del consumo de nuestros hogares y olvidarnos de su uso puede suponernos un ahorro de hasta 100 euros anuales.
  • Mito número 2: es mejor mantener una temperatura ambiente que apagar la calefacción. Segunda premisa a olvidar y esta sí que ha calado hondo en el imaginario de los hogares. El Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía recomienda ajustar el encendido de la calefacción al horario real de ocupación de las viviendas y apagarla por la noche. Es más eficiente que dejarla encendida toda la noche.
  • Mito número 3: mantener los fluorescentes encendidos gasta menos que si se encienden y apagan cada vez. Otra idea falsa. Lo que sí puede ocurrir es que la vida del fluorescente pueda acortarse si se enciende repetidas veces. Si tenemos claro esto y además utilizamos bombillas de bajo consumo conseguiremos un ahorro energético mayor.
  • Mito número 4: la cocina de gas gasta más que las vitrocerámicas actuales. Falso, serán más cómodas pero consumen cuatro veces más que las de gas.
  • Mito número 5: es mejor lavar los platos a mano que en el lavavajillas. A pesar de ser más incomodo, mucha gente opta por lavar a mano en lugar de poner el lavavajilla, basándose en esta premisa falsa. En concreto, el lavado a mano puede suponer unos 119 litros de agua frente a los 15 litros por lavado de un lavavajillas eficiente para la misma cantidad de vajilla. Así que ahórrate esfuerzos innecesarios.
  • Mito número 6: en verano consumimos menos energía. Esto es falso y mucho más en los últimos años en los que el uso de aparatos de aire se ha disparado.
  • Mito número 7: el cambio de hora supone un ahorro de energía. Mover las agujas del reloj dos veces al año no implica necesariamente un ahorro de energía. Al atrasar nuestro reloj una hora, la oscuridad llega una hora antes de lo habitual y dado que nuestra jornada laboral se mantiene invariable será por la tarde al llegar a casa cuándo consumiremos esa hora de luz que nos hemos ahorrado por la mañana.
  • Mito número 8: es más cara la electricidad que el gas. Este  mito es relativo pues el ahorro no viene dado del uso de una energía u otra. Lo determinante es el tipo de vivienda y el lugar en el que ubique.
  • Mito número 9: el gasto energético no depende del tipo de electrodoméstico que tengamos. Otra idea que debemos olvidar. Es importante poner atención en la compra de nuestros aparatos. Un electrodoméstico de la clase G puede consumir tres veces más que uno de clase A. Esto lo podrás comprobar en la etiqueta de eficiencia que los electrodomésticos deben llevar.
  • Mito número 10: dejar el ventilador encendido en una habitación cerrada enfría el ambiente. Falso también. El ventilador lo único que hace es mover el aire de la estancia pero nunca enfriar o regular la temperatura.

Seguramente, la idea de que estos mitos sean falsos os habrá sorprendido pero nunca es tarde para modificar nuestras costumbres. Más aún si nos ahorramos un dinero a final de mes y encima contribuimos a cuidar el medio ambiente.

Tags:

Categoría: Ahorro, ahorro energia

Comentarioss (11)

Trackback URL | Comments RSS Feed

  1. Carmen dice:

    El artículo es muy bueno, aunque no estoy de acuerdo con lo del lavavajillas, para que sea eficiente debe ser tipo A, de otra forma es un gasto de electricidad bastante grande.
    Para ahorrar lavando a mano lo que se debe hacer es poner la vajilla en el fregadero con agua y jabón, lavar bien y enjuagar en un barreño o fregadero. Más incómodo, sí, pero hoy en día comprar un electrodoméstico tipo A está fuera del alcance de muchos.

  2. David dice:

    Muy bueno el artículo, pero el mito número 5 tiene un GRAN matiz. Se ahorra mucha agua, si. Pero el ahorro no es tal si tenemos en cuenta la electricidad. En términos de ahorro absoluto, es mucho más barato lavar a mano que con lavavajillas, ya que no gastamos NADA de electricidad, y la electricidad es mucho más cara que el agua.

    • Xicugros dice:

      David, es evidente que en verano no gastaremos electricidad, pero en invierno, lo veo muy complicado. Sobre todo en febrero, cuando sale el agua a pocos grados y la grasa o el aceite no se desagua. Ni el Fay.. puede con ella. Palabra.

  3. David dice:

    Por cierto, vuestro mito 3, contradice lo que ponéis en el anterior articulo:
    En cuanto a las luces respecto a un fluorescente, si va a estar apagado menos de 20 minutos es recomendable mantenerlo prendido.

  4. Lara C. dice:

    El mito numero 7 se debería de explicar al gobierno, para que deje de una vez de incordiar con el cambio de hora, que además, muchos países vecinos ya no aplican.

    • Alfonso dice:

      El cambio de hora es internacional, hasta donde yo sé, todos los países lo aplican.

      En España no se le ve demasiada utilidad, porque la diferencia de horas de luz verano-invierno es “escasa”. Según te vas al norte, ganar una hora en invierno es muchísimo, ya que a las 3-4 se hace de noche.

  5. Paco Polo dice:

    Lo del agua tambien es relativo,en mi pueblo el consumo de agua se paga poco,lo infla el recibo es que para un consumo de 5 € nos clavan impuestos revolucionarios por 35€.

  6. Fenildimetilpirazolonmetilaminometansulfonatosodico dice:

    Siempre se saca provecho a la información y de ella se aprende.
    Sobre 2º Mito,no estoy de acuerdo.Es mejor bajar un poco la temperatura por la noche un par de grados que dejarla apagada “toda la noche”.
    1ºPor el enfriamiento de las paredes,despues se disparará más veces la caldera hasta conseguir la temperatura de confort.
    2º Por la noche baja la temperatura corporal y respirariamos aire más frío por tanto sería mucho más probable tener afectación de vias respiratorias altas.
    3º También depende de la zona geográfica y las temperaturas del lugar.

Deja un comentario


Logo FinancialRed